Diane Kruger y Jared Leto en la portada de una película esencialmente existencialista
Diane Kruger y Jared Leto en la portada de una película esencialmente existencialista

10 películas existenciales que te dejarán en crisis

Cuando hablamos de existencialismo, lo más seguro es que también estemos hablando de crisis. De esa crisis que tiene el ser humano contemporáneo que ve cómo el mundo está lleno de problemas como guerras, conflictos sociales, pobreza y otros escenarios terribles. Pero también se refiere a lo complejo y pesado que conlleva utilizar nuestra libertad para tomar decisiones en nuestra vida. En esos momentos, cuando la incertidumbre y la angustia nos paraliza, decimos “Tengo una crisis existencial”.

Este mundo, más allá de girar y girar que es lo suyo, lo empezamos a sentir como un lugar poco esperanzador, hostil y hasta pavoroso. Y se entiende por todo lo negativo que emana el ser humano contra sí mismo; es también allí donde de pronto un día nos hacemos preguntas sobre el sentido de nuestras vidas.

¿Qué hacemos aquí?, ¿para qué estamos aquí? Un día nacemos, con los años crecemos y finalmente morimos, pero ¿qué pasa en medio de esto? Nacemos, vivimos en sociedad, estudiamos una carrera, trabajamos y morimos. Esto suena a una programación similar al de las hormigas o abejas quienes están dedicadas a determinadas rutinas diarias sin objeción. Y nosotros como seres superiores, ¿qué estamos haciendo distinto?

Jean Paul Sartre, un filósofo existencialista, planteó algo muy claro y sencillo: «El hombre está condenado a ser libre». Quiere decir que si bien el existencialismo plantea la idea de que la vida no tiene un sentido claro, lo que le podría dar algún significado a nuestra existencia estaría en lo que uno mismo pueda elegir según nuestro propio criterio. Sí, ser libre para elegir, por ejemplo, qué comer hoy, qué auto comprar, qué carrera estudiar, qué casa comprar, etc. Así demostramos que nosotros no somos como los animales que están programados para realizar determinadas tareas como especie, obviamente porque estos no tienen conciencia.

Sin embargo, en este ejercicio de elegir pues hay una trampa. Elegir algo siempre nos va a generar angustia. Nos va a causar incertidumbre. ¿Qué pasará si elijo esto y no lo otro?, ¿qué ocurrirá si estudio esta carrera y no la otra también que me gusta?, ¿cómo cambiaría mi vida si elijo mal? Es difícil. Es en esos casos en donde a veces decimos: «Tengo una crisis existencial”. La sociedad nos crea circunstancias complejas que nos obliga a replantear el sentido que pueda tener nuestra vida en el mundo. Tener que elegir entre un camino u otro es por lo menos angustiante a tal grado que puede llegar al punto de volverse en algo desesperanzador.

Encontrar esta idea en alguna película no resulta complicado. Diversas cintas, a su manera, han abordado el existencialismo en sus historias. Esta lista contiene 10 cintas entre complejas y simples; y en todas se revela el pesar angustiante del ser que carga la fatigante responsabilidad de elegir su futuro. Es muy probable que te reconozcas en alguna de ellas.
Pueden ver el video aquí: